plumas estilográficas

Vargas Llosa gana el premio Nobel

Mario Vargas Llosa es uno de esos escritores que han nacido de pie: su talento literario lo lleva condenando al éxito desde casi antes de nacer. Acabo de enterarme de que le han concedido el Nobel de Literatura, y la pregunta que me hago no es ¿por qué se lo han concedido? sino: ¿por qué han tardado tanto?

Esta misma mañana había leído en El País que Cormac McCarthy y Haruki Murakami -en mi opinión, un autor sobrevalorado- eran los candidatos a hacerse con el galardón. Pero los pronósticos sobre este premio nunca aciertan, y ahí está el peruano para dar fe
de ello.

¿Qué decir de Vargas Llosa? Es uno de los grandes. Deberían -como apuntaba arriba- haberle concedido el premio hace mucho, en vez de dárselo a autores “fantasma” , esos completos desconocidos a quienes solo se les lee después del premio (antes de caer nuevamente en el olvido). No es una cuestión de premiar al más famoso, al más mediático, sino de premiar a quien lleva años nutriendo a una legión de lectores y escritores con su obra. La aportación literaria de Vargas Llosa, su influencia, su magisterio ha bañado a miles de escritores (aunque a algunos les duela esta influencia). En fin, era el candidato “natural” para un premio que últimamente se venía significando por sus extravagancias.
Vargas Llosa -lo diré ya- es el autor que más merecía el premio y quizá -paradójicamente- quien menos lo necesita -más allá de la satisfacción personal asociada inevitablemente al galardón. Ha pasado, en fin, de ser un Nobel sin Nobel (como Borges) a serlo con todas las de la ley…
 
 

narrativa_newsletterp


Artículos relacionados

Deja un comentario

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.