Plumas estilográficas baratas para el colegio

plumas estilográficas baratas para el cole

A los pequeños les encanta iniciarse en los vericuetos de las plumas de escribir, pero ya sabemos que el colegio es ese lugar al que se acude a luchar contra los elementos y a perder todo tipo de artículos, sean bolígrafos, plumas, cuadernos, carteras…

Relato corto de José María Sánchez Silva: Pepe el tonto

El
pueblo era tan viejo. No se sabía, desde la orilla, qué cosa fuese más vieja.
Si el pueblo o el mar.

Había huellas de fenicios y de cartagineses, de griegos y romanos.
Había castillo arruinado y coso taurino. Había juzgado y mercado y grupo
escolar y hasta sucursal de Banco. Era un pueblo tan completo. Había hasta
tonto.

El viajero (Pedro Benengeli)

viajero

He arribado como un viajero agotado, maltratado y desgarrado, como un guerrero de todos los mares y todos los horizontes que regresa, muy a su pesar, entristecido tanto del retorno como del viaje. He llegado sucio, delgado, harapiento, barbudo, herido y hambriento de amor. Harto de malas comidas a destiempo y de contestaciones abruptas, de … Sigue leyendo

Poema de Margarita Schultz: Naufragios

poema naufragio

hay naufragios piadosos -los naufragios del mar- donde el navío se hunde para siempre hay otros naufragios despiadados -esos del alma- donde el navío               sin embargo naufragado se mantiene a flote anclado en la vida prisionero de la vida Otros textos de Margarita Schultz en Narrativa Breve Imagen: El naufragio de la embarcación Santa … Sigue leyendo

2 relatos de terror de Rossi Vas

2 relatos de terror

Por el motivo del aniversario de la boda de los padres de Mirella, decidieron lanzarse en una aventura buscando algo especial para la celebración. Se fueron lejos de casa llevándose consigo a su hija, quien en el mismo día cumplía dieciséis años. Al inicio, ella no quiso venir porque se mareaba en el coche durante los viajes. Al final se llevó unas pastillas y se fue también.

El primer cuento de Silvina Ocampo

Silvina Ocampo

Para Silvina Ocampo, la sufrida esposa de Adolfo Bioy Casares, las fechas constituyen pilares fundacionales en su vida. Ella nació el 28 de julio de 1903, trece años después que su hermana Victoria. Cuando conoció a su esposo, éste era once años menor que ella. Se fueron a vivir junto a la casa de Adolfo (una especie de casa quinta o estancia en los suburbios de Buenos Aires). Gran escándalo social, grande.

In Memoriam (por Pedro Benengeli)

In Memoriam

No me permitiste siquiera enseñarte mi mundo, mostrarte el lado bueno y malo de la libertad, hablar de horizontes, cenar en paz y concordia con un balcón abierto a la noche de verano. Por poco la muerte, celosa, impidió que nos reencontráramos acompañados de tu mujer y de tus hijos, para reconciliarnos frente al mundo y prepararnos en plenitud para lo inevitable. Me volviste a engañar, Julio.