Cuento de Leonid Andreiev: La nada

Ernesto Bustos Garrido ha elegido como otro de sus arranques (o inicios) literarios preferidos el que abre el cuento LA NADA, del escritor ruso Leonid Andreiev.

Damos la narración completa después de la introducción de Bustos Garrido, que justifica por qué el inicio del relato de Andreiev es uno de sus arranques preferidos.

LA NADA es un cuento breve de tintes tragicómicos. Recomiendo otra narración (larga) más realista sobre la muerte escrita por otro grande de la literatura rusa. Me refiero a La muerte de Ivan Ilich, de Tolstói.

Cuento de Hebe Uhart: Mi tío de Lima

Nuestro colaborador Ernesto Bustos Garrido nos ofrece hoy un cuento de Hebe Uhart, escritora argentina que ganó recientemente el Premio Iberoamericano de Narrativa Manuel Rojas, dotado con 60 mil dólares, medalla y diploma. En el jurado había grandes plumas como César Aira,  Martín Kohan, Alejandra Costamagna, Ramón Díaz Eterovic y Jorge Volpi.

“Mi tío de Lima” es un relato-escena que narra el encuentro entre una familia compuesta por tres generaciones de mujeres (abuela, madre e hija), que narra la llegada de un pariente que vive en Lima, del que nada sabían desde hacía cuarenta años. 

Un cuento de Carmen Martín Gaite sobre la Guerra Civil Española

Ernesto Bustos Garrido nos trae otro cuento escondido, en este caso de la escritora española Carmen Martín Gaite. El relato no tiene entidad propia, sino que está incluido en la novela Retahílas.

Sin embargo, aunque no estuviera pensado como un cuento, se lee como tal, o al menos como una nota memorialística con entidad de cuento.

Os lo dejo con el nombre que el propio Ernesto le ha puesto: “Con los maquis arriba del cerro”. La introducción a esta historia que “trata tangencialmente la guerra civil española” también es suya.

Cuento de terror de John Collier: El cazador (o Una pócima para el amor)

Cuento de John Collier: El cazador. Como cuenta Ernesto Bustos Garrido, John Collier es un escritor atípico. Sus cuentos pueden, claramente, considerarse como fantasías, pero un tipo de fantasía sui generis o especial. Su rasgo distintivo es, sin duda, el ingenio, la agudeza de los diálogos, hechos para leer entre líneas. A esto suma ironía y un tono obscuro en trama y personajes. En “El cazador” el viejo que vende las pócimas, más allá de su tono simpático, es un personaje siniestro, un poco sórdido, que vende un elixir que mata sin dejar huellas para los médicos forenses.

Cuento escondido de Alejo Carpentier: [En la ópera]

Ernesto Bustos Garrido nos ofrece un cuento escondido de Alejo Carpentier, incluido en Los pasos perdidos. Nuestro colaborador da dos versiones del texto: la original (en texto corrido) y otra con puntos aparte, para hacer más cómoda la lectura. Al final incluimos un glosario, realizado por Bustos Garrido.