Cuento de Ernest Hemingway: Un relato banal

relato banal, Hemingway

En este cuento, que tituló “Relato banal”, narra la historia de un hombre que come lentamente una naranja mientras va leyendo sobre acontecimientos que se dan en geografías lejanas.

Al final de la narración se revela quién es el hombre y su circunstancia actual. Anticipamos –sin hacer spoiler– que el personaje tenía una profesión muy del agrado de Hemingway.

Los cuentos de Lucia Berlin (una reseña de José Luis Ibáñez Salas)

Lucia Berlin, cuentos

Lucia Berlin, lo digo ya, es una escritora de cuentos magnífica. En octubre de 2016 se publicó en español una excelente selección de muchos de sus relatos, aparecidos con anterioridad entre 1977 y 1999. El título de esa antología es “Manual para mujeres de la limpieza” , un libro brillante que yo acabo de leer deslumbrado, absolutamente enamorado de la literatura de Lucia Berlin, a quien no había escuchado nombrar y de quien no había visto jamás escrito su nombre antes de aquel año 2016.

Microrrelato de Robert Hass: Una historia sobre el cuerpo (1001 Cuentos)

microrrelato, Robert Hass, historia sobre el cuerpo, microrrelato

El joven compositor, que trabajaba ese verano en una colonia de artistas, la había observado durante una semana. Ella era japonesa, pintora, tenía casi sesenta y él pensó que estaba enamorado de ella. Amaba su trabajo y su trabajo era como la forma en que ella movía su cuerpo, usaba sus manos, lo miraba a los ojos cuando daba respuestas divertidas y consideradas a las preguntas de él.

El mentiroso (relato corto de Tobias Wolff)

Tobias Wolff, El mentiroso, relato corto

Hacia el final mi padre se pasaba la mayor parte del tiempo durmiendo y yo le observaba. A veces, desde abajo, me llegaba débilmente el sonido del piano de mi madre. En ocasiones él se quedaba traspuesto en su sillón mientras yo le leía; entonces su albornoz se abría y yo veía la larga cicatriz reciente que cruzaba su estómago, roja como la sangre en contraste con su piel blanca. Se le marcaban todas las costillas y sus piernas eran como alambres.

Cuento de Toni Morrison: Dulzura

Cuento de Toni Morrison

Lamentamos la muerte de Tony Morrison, Premio Pulitzer en 1988 y Premio Nobel de Literatura en 1993, autora de libros novelas como Ojos azules (1970), La canción de Salomón (1977), Beloved (1987) o Volver (2012). Escribió también una obra de teatro, Dreaming Emmet (1986), un libreto de ópera y varias obras de no ficción.

Los mejores cuentos: La cosecha (Amy Hempel)

Amy Hempel

Ulises Del Grecco, lector de Narrativa Breve, ha contactado conmigo para hacernos una recomendación tan selecta como extensa. Como solo publicamos un cuento por persona en esta sección de LOS MEJORES 1001 CUENTOS DE LA HISTORIA, he elegido “La cosecha”, de la escritora estadounidense Amy Hempel.

Cuento de ciencia ficción: Harrison Bergeron (Kurt Vonnegut)

Harrison bergeron, cuento

En esta distopía de Kurt Vonnegut, Harrison Bergeron, todos los hombres son iguales. Bueno, en realidad no es que sean iguales, sino que son obligados a ser iguales. Y como en realidad no lo son, por mucho que se empeñe la Constitución, se establece un férreo despiadado sistema de control que impide por la fuerza que una persona destaque por alguna cualidad.

Sigue leyendoCuento de ciencia ficción: Harrison Bergeron (Kurt Vonnegut)

narrativa_newsletterp

Historia corta de Hemingway: La capital del mundo

Hermingay en Cuba, cuento, Madrid

Hay en Madrid infinidad de muchachos llamados Paco, diminutivo de Francisco. A propósito, un chiste de sabor madrileño dice que cierto padre fue a la capital y publicó el siguiente anuncio en las columnas personales de El Liberal: PACO, VEN A VERME AL HOTEL MONTAÑA EL MARTES A MEDIODÍA, ESTÁS PERDONADO, PAPÁ; después de lo cual fue menester llamar a un escuadrón de la Guardia Civil para dispersar a los ochocientos jóvenes que se habían creído aludidos. Pero este Paco, que trabajaba de mozo en la Pensión Luarca, no tenía padre que le perdonase ni ningún motivo para ser perdonado por él. Sus dos hermanas mayores eran camareras en la misma casa. Habían conseguido ese empleo simplemente por haber nacido en la misma aldea que otra ex camarera de la pensión, que con su asiduidad y honradez llenó de prestigio a su tierra natal y preparó buena acogida para la gente que de allí llegase. Dichas hermanas le habían costeado el viaje en ómnibus hasta Madrid y obtenido su actual ocupación de aprendiz de mozo. En la aldea de donde provenía, situada en alguna parte de Extremadura, imperaban condiciones de vida increíblemente primitivas, los alimentos escaseaban y las comodidades eran desconocidas, y tuvo que trabajar mucho desde muy pequeño.

Sigue leyendoHistoria corta de Hemingway: La capital del mundo

narrativa_newsletterp