Caprichos florentinos

 

Caprichos florentinos
Zidane y Florentino Pérez. Fuente de la imagen

El último capricho florentino ha durado siete meses y un día. En este tiempo el prestigio de Rafa Benítez no se ha dilapidado, pero sí mermado. Hablamos de un entrenador que, para empezar, no debería haber venido al club blanco. Benítez era el tercero en discordia en una relación que marchaba viento en popa: la de Ancelotti con el Real Madrid. El míster italiano gustaba a los jugadores, a los periodistas y a los aficionados, que le habríamos perdonado un año sin títulos. Pero Florentino Pérez, en su papel de alcahueta, decidió formalizar un triángulo amoroso e introdujo en él a un pretendiente que solo contaba con una bendición: la suya.

Sigue leyendoCaprichos florentinos

narrativa_newsletterp

La España de Mou

Mou
José Mourinho. Fuente de la imagen

 

“Los países, como los entrenadores de fútbol, eligen su manera de estar en el mundo. Si bien naciones como Suiza practican el juego de Vicente del Bosque, España ha optado por fomentar con tenacidad histórica una filosofía mourinhista. Mientras los pacíficos suizos se dedican a hacer relojes, los españoles, eternos capitanes Alatristes, hacemos la guerra dentro y fuera de nuestras fronteras”.

 

LA ESPAÑA DE MOU

Francisco Rodríguez Criado

Hay dos formas de dirigir un equipo de fútbol. Una de ellas, estilo Vicente del Bosque, busca la armonía entre los jugadores, una buena relación con la prensa, el respeto a otros entrenadores y equipos y la pretensión de hacer buen juego y obtener los mejores resultados deportivos posibles. La otra, estilo Mourinho, fomenta la crispación innecesaria con la prensa y a veces entre los jugadores así como el desprecio a los títulos conseguidos por equipos rivales y el menosprecio (ocasional) a otros entrenadores. Ganará o perderá los partidos, pero el afán por la bronca contra los enemigos invisibles nunca se desvanecerá. El primer modelo esquiva problemas gratuitos y el segundo los busca con afán: no puede vivir sin ellos.

Sigue leyendoLa España de Mou

narrativa_newsletterp