Microrrelato de Petrus Alfonsi: El cubrecama

Un hombre, al salir de viaje, le pidió a su suegra que cuidara de su mujer. Pero la esposa se enamoró de otro y la suegra, persuadida por su hija, se pronunció a favor de esta pasión e invitó al amante a cenar con ellas dos. Estaban comiendo cuando el marido, de regreso, llamó a la puerta. La mujer se levantó sobresaltada, escondió al amante y le abrió a su marido. Apenas hubo entrado, el hombre pidió que le prepararan la cama: estaba cansado. La mujer, perdida, se preguntaba qué hacer.